+34 666 86 86 86De lunes a virnes de 10 a 18 h
+34 93 272 64 90De lunes a virnes de 10 a 18 h
Nosotros le llamamos
Solicitud presentada con éxito.
Sus datos de contacto:
Nombre
e-mail
Teléfono
Motivo de la consulta
Cuando le podemos llamar?
08:00-11:00
10:00-13:00
12:00-15:00
14:00-17:00
16:00-19:00
Enviar

“Bestias. Dioses. Gente” en San Petersburgo

Noticias de Rusia

Bestias. Dioses. Gente“Bestias. Dioses. Gente”. Así se llama la exposición que se ha inaugurado en el Museo de Historia de la Religión de San Petersburgo. 150 piezas arqueológicas y etnográficas dedicadas a las relaciones entre los animales, los dioses y la gente.

La especialista del museo, Marina Basova, ha explicado el expositor más antiguo a NTB: “La pieza más antigua de nuestra exposición es un cráneo de perro. Está fechado del milenio IV antes de nuestra era y proviene de uno de los yacimientos neolíticos situado en el territorio de la actual provincia de Nizhny Novgorod. El perro es uno de los primeros animales domesticados por el hombre, por esto había una relación especial con él.

Ante nosotros hay un conjunto de armas hechas de cocodrilo. Se consideraba que si se hacía un arma con la piel de un gran depredador, ésta poseería un poder especialmente milagroso. Sería más dura en el ataque contra el enemigo.

Mientras que en las religiones antiguas el animal era más preciado que el hombre, a quien el hombre debía adorar, poseedor de un espíritu, amo de la naturaleza, en las religiones centradas en el hombre, el animal queda en un segundo plan. A este segundo tipo pertenece el cristianismo.

En la exposiciones hay varios iconos que ilustran historias relacionadas con las Santas Escrituras y quisiera dirigir su atención a un icono con la imagen de San Cristóbal. El mártir, en el cristianismo incipiente, se refleja de una forma extraña, con cabeza de perro.

Es tan hermoso que los feligreses lo admiraban durante sus oraciones. Se dirige a Dios con la petición de darle un aspecto que no distraiga a la población femenina durante la oración.

No hemos podido presentar plenamente el budismo, pero no mencionarlo es imposible. Dos bellas máscaras, procedente de Buriatia, nos presentar el misterio de Tsam. En este caso, la deidad más importante es la Muerte. La interpretaba un personaje que vestía una máscara con cabeza de buey. Más adelante eliminaron al buey. Y en este misterio Tsam (que significa baile) interpretó a una gran cantidad de personajes vestidos de diversas formas, entre ellas vestidos de animales. Era muy espectacular.”

E.G.

Comentarios

Comentario eliminado
Comentario no publicado

{{comment.Author.Name}}

{{comment.PostDate}}

Este campo es obligatorio

Mensaje de error

Error en el texto

Su mensaje será enviado al autor. Gracias por tu participación ...